Comenzó el 14 de ABRIL 2015 Finalizó el 14 de JUNIO 2015

EUGENIO CUTTICA

La Mirada Interior

EUGENIO CUTTICA

Info

Cerrada Comenzó el 14 de ABRIL 2015 Finalizó el 14 de JUNIO 2015

  • Horarios Martes a viernes de 12:30 a 20.30 / Sábados y domingos de 9:30 a 20.30
  • Cantidad de obras 52
  • Curador/a Pablo De Monte
Descargar Kit de Prensa

Compartir Exhibición

Exhibiciones que pueden interesarte

Sobre la exhibición

Eugenio Cuttica. La mirada interior recorre la producción de Eugenio Cuttica desde las obras de la década del 70 hasta las más recientes. La muestra está estructurada en tres núcleos: “Los inicios”, “El grito” y “El silencio”, en los que, la producción pictórica y una serie de instalaciones y objetos, se despliegan en el espacio de la sala.

​Sus primeras obras, presentes en “Los inicios”, se exhiben dialogando con las de sus maestros: Alfredo Martínez Howard y Carlos Alonso. También se incluye una obra de Fernando Fader, seleccionada por el artista, como una de las pinturas pertenecientes al patrimonio del MNBA que más influenciaron su desarrollo artístico.
 
Cuttica fue un protagonista destacado en lo que se llamó “el retorno de la pintura” durante los años ’80, tendencia que tuvo una expansión global adquiriendo distintas denominaciones como la “Transvanguardia” en Italia o la “Pintura Salvaje” en Alemania. En Argentina este movimiento tuvo numerosos seguidores que tomaron estas ideas de la vuelta a la pintura como una posibilidad y una herramienta para explorar las problemáticas del arte contemporáneo.Esta muestra ha sido declarada de interés cultural por parte del Ministerio de Cultura de la Nación
 
Diversos teóricos y críticos del arte analizaron estos conceptos cíclicos de los “retornos” en las producciones artísticas como una de las claves para comprender las tensiones que se dan en el interior del campo artístico. Estos planteos marcan uno de los ejes principales de esta exhibición. Las pinturas de Cuttica hacen visible un gran abanico de posibilidades conceptuales y técnicas. Ellas nos interrogan sobre la  persistencia de esta disciplina que dialoga con su propia historia, y su vigencia en la construcción de sentido. En este segundo núcleo de la exhibición -“El grito”- se presenta una serie de pinturas que abarcan las décadas de los '80 y los '90. El artista construyó una imagen muy personal, que en clave expresiva y de grandes dimensiones se enfocó en temáticas míticas y en realidades argentinas epocales.
 
En “El silencio” presenta las pinturas de los últimos años que se centran en el paisaje entendido como espacio de silencio. Si bien la representación de la figura humana recorre toda la producción del artista, en estas grandes escenas, es casi fantasmagórica. La figura de una niña se disuelve en un paisaje de extensos horizontes que marcan el límite entre el cielo y la tierra. Paradójicamente el plano terrestre es una celebración del dominio del hombre sobre la naturaleza, la totalidad de su superficie está ocupada por cultivos de flores o cereales que van conformando sucesivas bandas horizontales. Otro género que protagoniza este núcleo es el retrato. En este sentido, el artista desarrolla una serie que registra los distintos individuos que forman parte de su entorno. La mayoría de ellos son personajes urbanos de Buenos Aires y Nueva York, las dos grandes ciudades en las que habita.
 
Sus primeras pinturas y dibujos, como así también las más recientes, son una mirada hacia el interior de la pintura como lenguaje, que explora sus elementos constitutivos y  recorre los distintos géneros.
 
La exposición, curada por Pablo De Monte, presenta además de sus obras de los años ‘80 y ‘90 y de las piezas recientes, pinturas e instalaciones realizadas especialmente para la ocasión. El catálogo que acompaña la exposición cuenta con la colaboración de Rodrigo Alonso, Julio Sapollnik y Mariela Cantú, y con ensayos realizados por el Área de Investigación del museo: Pablo De Monte, María Florencia Galesio, Patricia V. Corsani, Paola Melgarejo, Silvana Varela y Ana Inés Giese.

​La muestra cuenta con el apoyo de la Asociación de Amigos del Museo Nacional de Bellas Artes.